La ortopedia infantil tiende a cirugías menos agresivas

http://elpais.com/diario/2007/01/30/salud/1170111607_850215.html

La ortopedia infantil tiende a cirugías menos agresivas

Mientras que la traumatología se ocupa de las fracturas óseas, la ortopedia se centra en otros problemas y malformaciones congénitas del aparato locomotor. «Uno de los procesos que más vemos ahora y que se detectan más precozmente, incluso intraútero mediante ecografía, son las deformaciones en los pies», apunta Jorge de las Heras, especialista en traumatología y ortopedia de La Paz y codirector del XII Seminario Internacional de Ortopedia Infantil, que se ha celebrado en este centro madrileño. En opinión de De las Heras, cada vez más se tiende a tratamientos conservadores y con cirugías menos agresivas. Sobre este aspecto se ha beneficiado en gran medida el pie zambo, que es la deformación más seria y que afecta a 1 de cada 1.000 nacidos.
Como hospital público de referencia para toda España, La Paz atiende anualmente unas 8.000 consultas de ortopedia y traumatología pediátricas y realiza más de 400 intervenciones quirúrgicas de este tipo. Uno de los factores más favorables es el abordaje multidisciplinar de estos problemas con traumatólogos, pediatras, rehabilitadores, radiólogos, fisioterapeutas, enfermería, etcétera.
En el problema congénito del pie zambo, por ejemplo, concurren varias de las alteraciones mencionadas y suele ser bastante discapacitante. Afecta al tobillo y al pie del recién nacido, los pies se giran hacia dentro, de modo que parece que ambos se miran entre sí. El método Ponseti, creado por el traumatólogo español Ignacio Ponseti, afincado en la Universidad de Iowa (EE UU), empieza a ser el más extendido para la corrección del pie zambo. Como explica Paloma Cervera, del Gregorio Marañón, esta alteración debe ser corregida inmediatamente después del nacimiento «con el objetivo de permitir al pequeño el desarrollo de una vida normal y sin dolor».
En esta reunión, que ha convocado a expertos de todo el mundo para presentar las técnicas más innovadoras en cuestiones de ortopedia infantil, se han abordado, entre otras, las más recientes actualizaciones terapéuticas en patologías del pie, incidiendo especialmente en que cuanto más tempranamente se inicie el tratamiento corrector, más exitosos serán los resultados.

Alteraciones frecuentes

«Las alteraciones podológicas que más vemos son, generalmente por este orden en mayor frecuencia y en menor gravedad, el pie plano, el cavo, el adducto y el zambo. En el primer caso se observa que a partir de los dos, tres o cuatro años de edad no se va formando el arco plantar, suele causar pocas molestias y corregirse con plantillas ortopédicas; en el segundo caso se observa que a partir de los cinco, seis o siete años el pie va adoptando cierta forma cóncava, de tal modo que se crea una especie de puente hacia abajo entre los dedos y el talón. Y en el pie adducto se encuentra correcto el arco plantar, pero se va formando en ángulo hacia dentro, frente al otro. Estas alteraciones suelen ser bilaterales, pero en algunos casos afectan a un solo pie», explica el codirector del seminario de La Paz.

Deja un comentario